André Carrillo vs. Urawa Reds

Al-Hilal derrotó 2-0 al Urawa Reds en la final de la Champions League de Asia y se coronó como campeón del continente. El atacante peruano, André Carrillo, estuvo presente durante todo el partido y fue determinante para conseguir el título

Al-Hilal alineó con un 4-4-2, con el ex Alianza Lima recostado como volante sobre la derecha. Carrillo impuso condiciones y fue un dolor de cabeza para el lateral japonés Tomoaki Makino, a quien le costó mucho detener al peruano.

La presencia del atacante nacional fue una constante en los ataques del equipo árabe. Carrillo hizo el recorrido por la banda y buscó siempre llegar hasta la línea de fondo con la pelota dominada para enviar el centro atrás y descolocar a la defensa. Durante algunos pasajes del partido, intercambió posiciones con el volante izquierdo, Salem Al-Dawsari, para hacer la diagonal y pegarle de derecha, y generó algunas faltas a favor del Al-Hilal.

Sobre el final del partido, Carrillo apareció una vez más por la derecha y agarró mal parada a la defensa japonesa. El peruano encontró al francés, Bafétembi Gomis en el centro del área y le cedió el balón para sentenciar el encuentro.

En general, el rendimiento de Carrillo fue determinante para que el cuadro saudí pueda levantar la copa. Con un gol en el dueño de ida y una asistencia en la vuelta, fue, sin duda, la figura de las finales.

Con este resultado, el Al-Hilal consiguió la clasificación al mundial de clubes, y debutará el 14 de diciembre ante el ES Tunis de la confederación africana. De ganar el partido, enfrentarán al flamante campeón de la Copa Libertadores, y, si se dan los resultados, podrían encontrarse con el Liverpool en la final.