Scouting: Steve Mvoué

El campeón africano sub-17 cayó derrotado en su debut en el Mundial de la categoría ante Tayikistán, que, en la previa, era el equipo más débil del grupo. Camerún tendrá hoy, ante la selección de Argentina, la posibilidad de recuperarse y conseguir su primera victoria en el torneo, y llega con su principal figura, Steve Mvoué, con hambre de revancha.

Mvoué nació en la ciudad de Yaoundé, en febrero del 92, y lleva el fútbol en la sangre, pues su madre fue la primera capitana de la selección femenina de Camerún y su hermano mayor pertenece al Toulouse. El volante africano es uno de los pocos jugadores en la presente edición del Mundial Sub-17 que ha debutado con la selección mayor, pues estuvo presente en un amistoso contra Zambia e incluso fue considerado en la lista preliminar de la Copa Africana de Naciones por el técnico, Clarence Seedorf.

Aunque no llegó a formar parte de la convocatoria final, Mvoué participó en la Copa Africana Sub-17, donde llevó la banda de capitán y ganó el balón de oro del torneo. La selección camerunesa fue campeona del continente y consiguió la clasificación al Mundial, donde aún no ha podido mostrar de lo que es capaz.

Mvoué es un volante que destaca por combinar la potencia y fuerza física que caracteriza al futbolista africano con una excelente habilidad para manejar el balón. Su principal referente es Paul Pogba, y ciertamente muestra algunas similitudes con el francés; es el jugador que maneja el mediocampo camerunés, capaz de quitarse de encima a los rivales tanto con fuerza como con habilidad. Al ser menor de 18 años, aún no puede firmar con clubes europeos, todo parece indicar que, al cumplir la mayoría de edad, Mvoué dejará el Azur Star de su país para unirse se unirá a su hermano en el Toulouse.