Scouting: Marcos Llorente

LLORENTE

España derrotó a Portugal por la segunda fecha de la etapa de grupos del Campeonato Europeo Sub 21 y aseguró su presencia en las semifinales del torneo. Marcos Llorente ha sido un jugador muy importante en esta primera fase; el volante del Real Madrid forma parte de la columna vertebral del equipo, y es pieza central del circuito de juego español.

Marcos nació el 30 de enero del año 95, y proviene de una familia con historia en el Real Madrid, pues su padre y su abuelo defendieron los colores del club blanco. Comenzó jugando al fútbol en el Club Deportivo Las Rozas, y pasó un tiempo en el Club de Fútbol Rayo Majadahonda antes de llegar al Real Madrid en el 2008, donde se unió a la categoría infantil.

Llorente escaló por las divisiones menores hasta llegar al Juvenil en el 2013. El volante fue inscrito en el equipo que jugaría la UEFA Youth League, y se convirtió en un miembro fundamental del circuito de juego. Jugó 8 partidos como titular y llevó a su equipo a la seminfinal, donde cayeron ante el Benfica.

Debutó como profesional en agosto del 2014, en la derrota 2-1 contra el Atlético de Madrid B. Llorente no tardó en ganarse un puesto en el 11 inicial, y disputó 25 partidos en la temporada, sumando 1637 minutos de juego. Jugó su primer partido en LaLiga poco más de un año después, ingresando en remplazo de Mateo Kovacic en el segundo tiempo de la victoria 3-0 sobre el Levante.

Para la temporada 2016-17, fue prestado al Alavés, donde se convirtió en dueño del medio campo. Su momento más destacado fue quizá en la tercera fecha, jugando 90 minutos en la victoria 2-1 ante el Barcelona. Esa temporada sumó 34 partidos en la máxima categoría del fútbol español, alineando desde el inicio en 31 de ellos.

Llorente inició su carrera como extremo, pero encontró su lugar en la cancha en primera línea de volantes; se ubica en el campo delante de los centrales para funcionar como el primer engranaje del circuito de juego. Es un mediocampista mixto muy prolijo en la marca y seguro en salida. Tiene mucha técnica para tocar el balón, y siempre lo entrega al pie de un compañero. El Real Madrid deberá esforzarse por retenerlo, pues el jugador de 21 años está a la espera de más minutos en primera división.