Scouting: Gonçalo Paciência

paciencia

Hoy termina la fase de grupos del fútbol olímpico y entre los jugadores más destacados se encuentra el portugués Gonçalo Paciência, que se ha convertido en la figura de su equipo al marcar en todos los partidos de esta primera ronda. El delantero  de 22 años de la selección lusa juega en el Porto y sueña con seguir los pasos de su padre, Domingos Paciência, que fue goleador del fútbol portugués en los años 90.

Paciência nació en la ciudad de Porto el 1 de agosto de 1994. Se unió a las divisiones inferiores del Porto en el 2002, a los 8 años, y en el 2013 fue promovido a la reserva. Debutó en el Porto B en enero del 2014, con una victoria 2-0 contra el Portimonense en la segunda división, y marcó su primer gol en la esa liga el 22 de marzo, en un empate 2-2 contra el Feirense. En total jugó 35 partidos en el Porto B, en los que marcaría 14 goles. El 21 de enero del 2015 se estrena con el primer equipo, jugando en el empate a uno ante el Braga por la copa portuguesa, y su primer gol llega contra el Académica una semana después, en la victoria 4-1 por la misma competencia. En julio de ese año es cedido justamente al Académica por toda la temporada 2015-16, donde jugó 30 partidos y marcó 4 goles, aunque no fue suficiente para salvar a su equipo del descenso.

En la selección portuguesa usó siempre con la número 9. Jugó en todas las categorías desde la Sub 16 hasta la Sub 21, en las que marcó 21 goles en 51 partidos. Rui Jorge lo convocó para los Juegos Olímpicos de Río y Paciência le ha respondido bien. Sus goles ante Argentina, Honduras y Argelia fueron claves para clasificar a Portugal a los cuartos de final del torneo.

Gonçalo es un delantero bastante completo. Tiene fuerza y potencia que le ayudan a superar a sus rivales, pero también tienen la técnica y la habilidad para desbordar y dejarlos en el camino. Además, su estatura le permite ganar los balones de cabeza, lo que lo convierte en una amenaza constante en el juego aéreo.

 

Por Mario Traverso